Disfrute de boca y glúteos de persona atada

1. Mándale a la persona una mensaje al móvil con un texto como este: “Escucha guarr@: Te quiero aquí en veinte minutos”. Y le das la dirección del lugar donde has decidido montarlo todo. Debes llegar antes para esperarla.


2. En cuanto llame a la puerta, abres y la haces entrar en la estancia.

3. Átale las manos a la espalda.

4. Llévala hasta el centro de la habitación.

5. Desnúdala poco a poco, sin desatarle las manos. Puedes hacerlo del todo o dejarla a medias.

6. Aprovecha mientras la desnudas para decirle todo tipo de guarradas.

7. Toquetéala por donde quieras y el tiempo que consideres oportuno.

8. Desnúdate delante de ella.

9. Con las manos atadas a la espalda hazla chupar donde tú le ordenes y durante el tiempo que desees.

10. Cuando hayas tenido bastante colócala de rodillas y ordénale poner el culo en pompa.

11. Frótate contra su grupa hasta que logres el orgasmo. Una vez satisfecho, si quieres la llevas también al éxtasis, pero también la puedes dejar así a la espera del segundo plato.

No hay diferencias importantes. 

Trios

Puedes tener dos personas atadas y usarlas indistintamente o podéis ser dos quienes disfruten de la persona atada.

Más de tres

Cualquier combinación es posible, pero si la proporción entre personas atadas y personas libres no mantiene cierto equilibrio el juego puede resultar estresante o aburrido. Quizá lo mejor sea formar parejas y/o tríos y repartirlas por todas la estancia. Esto no impide, por supuesto, el intercambio de prisioneros.

Deja un comentario

Related posts:

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies