20 de Enero Trabajo sexual

Recurrir al trabajo sexual no es una cosa muy habitual en la vida de una pareja. Sin embargo, simular un encuentro de estas características no requiere de gran preparación.

Es un tópico, es muy previsible, pero funciona. Porque es muy fácil de organizar.

Lo más común es pensar en una escena de prostitución callejera con coche incluido, pero hay varias alternativas.

 

  • Escort o gigoló viniendo a casa de la persona a hacer un servicio.
  • Masaje con final feliz
  • Sexo de pago callejero. Añade el morbo de posibilidad de ser encontrado.
  • Visita al burdel masculino o femenino.
  • Chica o chico de compañía al que hay que “seducir” con una buena propina.
20 de Enero Juego de Rol Trabajo Sexual

Servicio sexual en domicilio por persona amateur.

  1. Dale una tarjeta a la persona con tu número de teléfono indicando tu oferta de servicio.

  2. Cuando te llame explícale las condiciones y el precio.

  3. Preséntate en su casa.

  4. Pídele que te pague primero.

  5. A contiuación procede, de forma profesional, a proporcionarle el servicio.

No existe diferencia en función de si la persona tiene genitales masculinos o femeninos.

Delicado: Se una persona educada, fina, respetuosa y atenta. Compórtate de forma profesional y céntrate en su confor.

Picarón: Se directa, malabrada y canalla. Haz ver que disfrutas de tu oficio. Puedes añadir alguna cosa más como oferta del día. Del tipo “Con el cunnilingus va una estimulación anal” o “hoy puedes metermela en el culo por el mismo precio”.

Cruel: En momento determinado detienes el servicio porque “ya se ha acabado el tiempo”. La persona querrá darte más dinero. No lo aceptes, tienes la agenda muy llena. Déjala con las bragas o los calzoncillos en los tobillos.


Dominante: Presentate en el lugar de encuentro con la grabación. Amenázala con explicarlo todo a su familia. Cuando ella te ofrezca dinero recházalo, tendrá que pagar el chantaje sometiéndose a tú voluntad.

Para tres: Presentaos en el lugar del encuentro. Varias opciones:

  • 2 x1: Oferta del mes. Os presentáis dos personas para complacer a la cliente.

  • La persona encargada del trabajo sexual y su jefa. Esta última contempla y después se añade a la fiesta.

  • Dos clientes para una sola trabajadora. Mucho trabajo pero bien recompensado.  

Para más de tres: Organizad un burdel masculino y femenino con todo tipo de servicios. Poned precio a cada uno y cobrad (en billetes de monopoly)

Antes, por supuesto, dividid a las personas en clientes y trabajadoras sexuales.

Related posts:

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies